Cómo hacer un dosel con cortinas


0

Una idea que puede funcionar muy bien a la hora de decorar una habitación con un aire romántico es el dosel. Y es que reconozcámoslo: ¿quién no se ha imaginado alguna vez durmiendo en una de esas camas con doseles impresionantes, como en las películas?

Claro, que luego la realidad nos devuelve a nuestras casas, más pequeñas y con un estilo que, reconozcámoslo, no es el más ideal (al menos, en la mayoría de las ocasiones) para colocar un dosel.

Menos mal que hay ideas que nos pueden poner las cosas mucho más fáciles. Y si no, fíjate en la idea que aparece en la imagen superior. El dosel se sujeta al techo con barras de cortina, un sistema realmente sencillo de colocar. Puedes optar por barras finitas, o por otras más elaboradas, dependiendo tanto del gasto que quieras hacer como del estilo final que quieres que se vea en la estancia.

Después, solo tienes que elegir unas cortinas bonitas. La verdad es que para un dosel, lo ideal es optar por un diseño ligero y sencillo, con transparencias. Por ejemplo, en la imagen son de un color un poco más suave que las cortinas de la ventana, y la combinación queda muy bien.

De todas maneras, puedes optar por una cortina tipo visillo con estampados, lisas, de colores, en blanco… En la imagen superior, puedes ver lo bien que queda en una habitación infantil, en este caso para una niña. Los colores, dentro de la gama del rosa, ayudan a crear la sensación de la habitación “estilo princesita” que tanto gusta a las niñas.

Pero lo cierto es que con otros colores, puede ser precioso para la habitación principal. Y además, la idea es muy sencilla de hacer y te puede salir muy bien de precio. En IKEA, por ejemplo, hay cortinas que pueden quedar muy bien para el dosel.

Foto de Apartment Therapy

NO HAY COMENTARIOS

Dejar comentario