paragüero

0

Los italianos son unos estetas consumados. Sea en el mundo de la moda, los coches deportivos y, por supuesto, la decoración. Una de las firmas más importantes de decoración de interiores del país transalpino, es Alessi. Nace en los años previos a las II Guerra Mundial como una empresa familiar dedicado al diseño industrial.

Con el paso de los años la firma va logrando abrirse un hueco en el mercado, concentrando esfuerzos en el diseño y la decoración de interiores. Hoy, Alberto Alessi, el hijo del fundador de la firma continúa al frente de esta prestigiosa marca.

Os presentamos, varios productos de la línea Blow Up de Alessi. Se trata de artículos con una marcada tendencia hacia la sofisticación en su diseño. Y es que Alessi, busca ante todo ofrecer al consumidor elementos y productos para la decoración del hogar con plus de exquisitez en cuanto a su diseño y acabado.

Para empezar tenemos un paragüero en acero cromado que apuesta decididamente por el juego de líneas quebradas en su aspecto. Una apariencia original y atrevida en el que se combinan varias varillas de metal unidas en posiciones diversas. Un resultado sorprendente para aquellas personas que busquen que su paragüero sea algo más que un simple recipiente.

En la misma línea tenemos el espejo y la mesita Blow Up. Todo un espectáculo visual en el que se apuesta por un acabado ligero pero de gran complejidad en su trama. A destacar el apoyo de la mesita, con la misma tendencia que el paragüero: líneas rectas que se cruzan otorgando un aspecto artístico y contemporáneo.

Los precios de Alessi no son demasiado asequibles. Así, podremos hacernos con el espejo y el paragüero por 390 euros, mientras que la mesita cuesta más de 200 euros. Diseño italiano contemporáneo para amantes de la vanguardia en la decoración de interiores.

¿Os gustaría tener un paragüero original para decorar la entrada de vuestra casa? ¿Estáis hartos de esos paragüeros con forma de tubo clásicos y aburridos? Pues sin duda hoy vais a encontrar una buena alternativa que espero que os guste tant como a mi.

El I-Dog (iron dog), como ha sido bautizado esta bonita escultura con forma de perro ha sido diseñada por Elda Bellone durante un experimento para investigar sobre el uso útil de las esculturas artísticas.

Durante la investigación, se dio cuenta de que el I-Dog podía ser usado como paragüero muy original o como soporte para dejar erguido cualqueir objeto alargado, como podréis ver a continuación en las fotos que os he dejado en la galería al final del artículo.

Seguro que la idea de sentarte en una silla que no tiene respaldo, así de entrada, no te hace demasiada gracia. Pero claro, es que hay que verlas.

Porque se trata de unas sillas realmente originales en las que es fundamental tener en cuenta que se trata de elementos decorativos… y de unos paragüeros de lo más originales. Porque sí, de acuerdo, no tienen respaldo, pero tienen una abertura perfecta para dejar el paraguas.